Infarto fulminante, ¿a los 39 años?

Con el cambio de hábitos y el estrés cada vez son más los jóvenes que sufren un infarto; los médicos recomiendan precauciones aún siendo una persona sana y que haga ejercicio.

Por: José Manuel Martínez |
Lunes, 06 de julio de 2009 a las 11:08
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión.com) — La muerte del empresario Alfredo Harp Calderoni, de 39 años, es un claro ejemplo de que las enfermedades degenerativas se incrementan entre jóvenes, debido en gran parte a los cambios de hábitos y el estrés.

El joven empresario sufrió un infarto fulminante que le quitó la vida ayer domingo.

Tan sólo el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) brindó más de 800,000 consultas por complicaciones cardiacas en 2008.

Un infarto al miocardio en personas menores a 40 años tiene muchos factores que lo producen, la gran mayoría de las veces puede no manifestarse sino  hasta unos minutos u horas antes de que el paciente lo sufra.

Incluso este mal puede afectar a personas físicamente atléticas y que no hayan presentado problemas previamente.

"La denominada ruptura de placa arterosclerosa, una placa que se deposita en las arterias desde edades muy tempranas, es una enfermedad compleja porque pasa desapercibida mucho tiempo y parece sorpresivo que alguien lo sufra cuando es físicamente sano cuando uno es joven", explicó el especialista en cardiología del Hospital ABC, Víctor Manuel Ángel.

Y es que la mitad de las personas que sufren un infarto por primera vez fallecen, debido al desconocimiento de los síntomas: dolor opresivo e intenso a la altura del pecho, que puede trasladarse al hombro, brazo o región posterior del tórax, sudoración abundante y náuseas, además de no acudir de manera inmediata al médico.

Factores

Existen múltiples factores que generan la placa en las arterias, desde los hereditarios, hasta altos niveles de grasas (colesterol, triglicéridos). Son tanto alteraciones genéticas como metabólicas propias de cada paciente.

Uno de los nuevos factores de riesgo es el estrés que provoca altas concentraciones de adrenalina, sustancia que afecta al corazón.

"El estrés se ha incorporado casi como un elemento de nuestra vida actual, e incluso se ha mal interpretado como un elemento necesario para generar una mayor producción en nuestro trabajo, o se ha identificado como elemento de éxito, cuando en realidad afecta la salud", dijo Ángel.

Atención a tiempo

El especialista recomienda realizarse un chequeo médico a partir de los 35 años, aunque antes se aceptaba entre los 40 y 60 años en varones y 50 a 70 años en las mujeres.

"Hemos visto cada vez más sujetos jóvenes que los sufren infartos", dijo Ángel.

La revisión debe consistir en exámenes de laboratorio a factores en la sangre y pruebas de gabinete.

Estas últimas incluyen reto cardiaco (esfuerzo) e incluso exámenes más sofisticados como medicina nuclear e imagen cardiovascular que se adelantan con un buen número de años a detectar la arterosclerosis.

Deporte

Harp Calderoni era un amante de los deportes, principalmente del boxeo, pero si bien hacer ejercicio y entrenamiento favorece la salud, es necesario que antes de practicarlos se realicen chequeos médicos exhaustivos.

"Atletas de alto rendimiento han sufrido infartos, muchos de ellos no tuvieron una revisión completa", dijo el especialista del ABC al destacar que sufren una entidad en particular, la miocardiopatía  hipertrófica, un problema con el que nace el paciente, es una alteración estructural de corazón en donde cuando el sujeto se somete a altos niveles de esfuerzo  puede generar una obstrucción brusca en el flujo hacia la aorta y causar muerte súbita.

También están los casos en sin tener  este trastorno estructural el paciente puede sufrir una muerte súbita si el ejercicio es tan extenuante que precisamente rompa la placa y otros niveles de ejercicio más suaves no lo hagan.

Una tercera situación es que muchas veces el sujeto que hace deporte no lleva una vigilancia adecuada, no tiene un entrenamiento adecuado por lo que si se somete a un esfuerzo brusco  e intenso sin que esté capacitado para ello puede sufrir un daño.

Otros factores 

El consumo de sustancias como bebidas alcoholicas, tabaco y drogas no prescritas son elementos que favorecen un infarto debido al exceso de adrenalina que producen en quien las consume, por lo que el médico que realice los exámenes deberá investigar estos factores para determinar los riesgos.

 


Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n001X7D