HSBC teme cargos criminales en EU

El banco prevé denuncias contra sus empleados por los deficientes controles antilavado en México; HSBC teme que sea multado con cerca de 1,500 millones de dólares y se dañe aún más su reputación.

Lunes, 05 de noviembre de 2012 a las 08:40
LONDRES (Reuters) — Una multa en Estados Unidos por infracciones a normas contra el lavado de dinero podrían costarle a HSBC una suma significativamente mayor a 1,500 millones de dólares y probablemente llevará a cargos criminales, dijo este lunes el banco más grande de Europa.

HSBC dijo que la investigación de Estados Unidos había causado un "considerable daño a la reputación" de la entidad y lo había forzado a separar 800 millones de dólares adicionales para cubrir una potencial multa por faltas a los controles contra el lavado de dinero en México, además de los 700 millones de dólares que había apartado en julio.

"Esto podría ser significativamente más alto", dijo el presidente ejecutivo del banco, Stuart Gulliver, a periodistas en una teleconferencia. El directivo dijo que las últimas provisiones se basaron en discusiones con varias autoridades estadounidenses involucradas en la investigación.

El momento en que se pueda llegar a un acuerdo está en manos de los reguladores y seguramente incluirá la presentación de cargos penales corporativos y cargos civiles, indicó el banco.

"La resolución de al menos parte de estos asuntos probablemente involucrará la presentación de cargos criminales corporativos así como cargos civiles y la imposición de multas significativas, penalidades y/o confiscaciones monetarias", dijo el banco en sus resultados trimestrales.

Un reporte del senado estadounidense en julio dijo que HSBC había permitido a clientes cambiar fondos potencialmente ilícitos desde países como México, Irán, Islas Caimán, Arabia Saudita y Siria. A principios de año, el banco recibió una advertencia sobre posibles cargos penales o civiles como parte de la investigación.

"El reporte indudablemente causó un considerable daño en la reputación a HSBC. La extensión de esto, que ha resultado en pérdidas de negocios, es difícil medir, pero indudablemente ha dañado a nuestra marca", dijo Gulliver.

Añadió que parte del personal había abandonado la firma como resultado de la investigación.

"(...) Es una preocupación, particularmente dada la incertidumbre acerca de cuál será la cifra final", sostuvo Richard Hunter, analista en Hargreaves Lansdown.

Otro golpe

El asunto marca otro golpe para la reputación de los bancos británicos, después de que su rival Barclays fue multado con 450 millones de dólares en junio por manipular la tasa referencial Libor.

Además, la industria completa ha provisionado más de 10,000 millones de libras esterlinas para compensar a clientes en el Reino Unido por vender productos vinculados a seguros de manera engañosa.

Gulliver dijo que llevaría tiempo acomodar el desorden.

"Hay toda una serie de cosas que vienen probablemente de la década de los 2000, hasta el período 2008-09, y que salieron a la luz ahora y que la industria tiene que resolver, remediar y asegurarse de que no sucedan de nuevo", sentenció.

"Va a llevar un buen tiempo limpiar el sistema, y luego va a llevar un poco más de tiempo restaurar completamente la confianza", señaló, agregando que su trabajo era volver a poner al HSBC en una posición "en la que sea considerado el mejor".

Más tarde el lunes, el presidente del HSBC, Douglas Flint, comparecerá ante legisladores británicos que investigan la cultura y estándares del banco. El directivo estará acompañado del nuevo CEO de Barclays, Antony Jenkins, y la jefa de la unidad británica del Santander, Ana Botin.

HSBC reportó una ganancia subyacente -después de separar el impacto de desinversiones y cambios en el valor de su propia deuda- en el trimestre julio-septiembre de 5,000 millones de dólares, por encima de la cifra revisada de 2,200 millones de dólares en el mismo período del año anterior.

Los gastos operativos subyacentes crecieron 16% en el trimestre y en comparación con el año anterior, dijo HSBC.

Además, indicó que está pagando entre 200 y 300 millones de dólares de más cada año para cumplir con regulaciones más rigurosas y mejorar su nivel de cumplimiento en Estados Unidos, con lo que suma presión para que Gulliver se comprometa a reducir costos por debajo del 52% de los ingresos.

Gulliver ya se encuentra en medio de un plan de reestructuración de tres años para optimizar el banco, y dijo que espera superar su objetivo de reducción de costos anuales en 3,500 millones de dólares, luego de ya haber ahorrado 3.100 millones.

La proporción entre los costos subyacentes y los ingresos fue del 63,7 por ciento en el tercer trimestre. Gulliver admitió que llegar a su objetivo de entre 48 y 52 por ciento había sido complicado, pero aclaró que seguía comprometido con el cumplimiento de esta meta para fines del 2013.

HSBC asumió otro cargo por 353 millones de dólares por ventas abusivas en Gran Bretaña, principalmente en seguros de protección de pagos.

Gulliver informó que se esperaban más despidos para fines del 2013 en el banco, cuyos orígenes datan de 1865 como un operador financiero entre Europa y Asia y actualmente funciona en 84 países.

HSBC ya ha recortado 30,000 puestos de trabajo en los últimos dos años. "En términos de reducción orgánica, aún hay un camino por recorrer", dijo Gulliver. 

Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n005B03
recomienda
Patrocinado por