El BCE descarta mejoría en la eurozona

El Banco Central prevé que la economía del bloque monetario siga estando debilitada en el futuro; destaca que los últimos sondeos económicos no arrojan señales de mejora para fin de año.

Jueves, 08 de noviembre de 2012 a las 09:01
FRÁNCFORT (Reuters) — La economía de la zona euro muestra pocas señales de recuperarse antes de fin de año pese a un alivio de las condiciones en los mercados financieros, dijo este jueves el presidente del Banco Central Europeo después de que el organismo mantuviera la tasa de interés en un mínimo histórico.

Pero tras dejar sin cambios las tasas este jueves, Mario Draghi dijo que el BCE no puede hacer mucho más para ayudar a Grecia con su voluminosa deuda y no dio a España la garantía que busca de que la compra de bonos del BCE bajará los costos de endeudamiento.

"El BCE ha hecho todo en términos generales", dijo Draghi en su conferencia de prensa mensual cuando se le preguntó qué podría hacer el banco por Grecia.

La zona euro está luchando por encontrar una fórmula para hacer que la deuda de Grecia sea sostenible, con Alemania y el Fondo Monetario Internacional en desacuerdo respecto a la necesidad de los gobiernos y el BCE de llevar a cabo un "recorte" a los bonos griegos que poseen para hacer que den las cifras.

El BCE mantuvo su tasa de interés en 0.75%, aplazando cualquier reducción en los costos de endeudamiento, a la espera de una señal para implementar su nuevo programa de compra de bonos.

La espera podría prolongarse después de que España realizó el jueves con éxito una colocación de bonos que le permitió completar sus necesidades financieras del 2012, lo que le da al Gobierno tiempo para solicitar ayuda internacional.

Aunque un sondeo de Reuters daba 80% de posibilidades de que el BCE mantuviera la tasa de referencia en 0.75% este jueves, la mayoría de los 73 analistas sondeados esperan que las tasas bajen a un nuevo mínimo histórico del 0.5% en los próximos meses.

Draghi dijo que la política monetaria del BCE es "muy acomodaticia". Se negó a hacer comentarios cuando se le preguntó si los mercados estaban en lo correcto al esperar un recorte de la tasa el próximo mes, y aclaró que el Consejo de Gobierno no había discutido lo que hará el próximo año.

El economista de IHS Global Insight Howard Archer dijo: "Draghi pareció facilitar que se abra la puerta a los recortes en las tasas de interés durante los meses venideros y potencialmente a partir de diciembre".

No todos esperan un recorte tan pronto.

"Nuestra sensación es que el BCE está firmemente en espera", dijo el economista de JP Morgan Greg Fuzesi, aunque agregó: "El año próximo el BCE actuará si el crecimiento decepciona más".

El funcionario señaló que el BCE podría rebajar sus previsiones del PIB el próximo mes debido a "economías más débiles", y dijo que la inflación se mantendría por encima del objetivo del BCE para el resto del año, antes de caer por debajo del 2% durante el 2013.

"Estamos preparados para activar el programa OMT, lo que ayudará a evitar escenarios extremos, y por tanto reducirá claramente preocupaciones sobre la materialización de las fuerzas destructivas", dijo Draghi.

Las recientes encuestas no entregaron señales de mejoría para fines de año y los riesgos en torno a la zona euro siguen siendo negativos, dijo Draghi. Mientras él hablaba, el euro caía contra el dólar y tocaba un mínimo de sesión en las primeras operaciones de Nueva York.

Sombríos datos divulgados esta semana mostraron que la economía de la zona euro se contraerá en el cuarto trimestre, lo que podría generar que el BCE responda con un recorte de la tasa.

Antes de tomar cualquier decisión de reducir aún más la tasa, el BCE se focalizará en asegurar que sus políticas menos restrictivas lleguen a las empresas y a los hogares de la zona euro, un mecanismo que se ha visto interrumpido por la crisis de deuda del bloque.

El nuevo plan de compra de bonos -denominado como Transacciones Monetarias Directas (OMT, por sus siglas en inglés)- es la herramienta designada del BCE para esto si bien solo puede ser activado una vez que un Gobierno de la zona euro solicita ayuda del fondo de rescate del bloque y acepta las condiciones y la estricta supervisión internacional.

Hasta el momento esto no se ha solicitado, pero el anuncio del programa ha calmado a los mercados.

"Estamos listos para asumir OMTs que ayudarán a evitar escenarios extremos, reduciendo claramente las preocupaciones respecto a la materialización de las fuerzas destructivas", dijo Draghi.

Consultado sobre si podría imaginar un escenario extremo en el que el banco comenzara a comprar bonos sin condiciones, Draghi dijo que la respuesta era "no"

Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n005B64
recomienda
Patrocinado por