Ticker
Economía

Obama, con la mira en impuestos a ricos

La propuesta del presidente reelecto enfrentará la oposición republicana en el Congreso; una solución sería limitar algunas exenciones a ricos o ampliar la base impositiva, dicen analistas.

Por: Jeanne Sahadi |
Jueves, 08 de noviembre de 2012 a las 12:02

NUEVA YORK — No ocurrirá sin una pelea de por medio, una pelea potencialmente feroz, e incluso podría conducir al país al precipicio fiscal por un tiempo... pero ahora que el presidente Obama ha sido reelegido, y los demócratas han retenido el control del Senado, hay una mayor probabilidad de que los hogares de altos ingresos pronto encaren facturas tributarias más altas.

"Parece probable", apunta el cabildero republicano Ken Kies del Federal Policy Group. "No creo que el presidente Obama esté de acuerdo en extender los recortes fiscales de Bush para todos los contribuyentes por igual".

De hecho, altos funcionarios del Gobierno han dicho que el presidente vetaría cualquier paquete fiscal que extendiera esos recortes a los contribuyentes de altos ingresos.

Pero eso no quiere decir que los republicanos de la Cámara baja cejarán en su lucha a favor de que los impuestos no suban para nadie.

Este miércoles, el portavoz de la Cámara de Representantes, John Boehner, se aferró a la línea republicana. "No resolveremos el problema de nuestro desequilibrio fiscal de un día para otro. Y ciertamente no lo resolveremos simplemente elevando las tasas de impuestos o arrojándonos al precipicio fiscal", dijo.

Obama, por su parte, apostó su campaña por la reelección y su primer mandato en la tesis de exigir que los ricos "paguen su justa parte". Y ha solicitado en repetidas ocasiones la expiración de la porción de los recortes fiscales de Bush que se aplican a los hogares que ganan más de 200,0000 dólares (250,000 dólares si es casado).

Pero puede haber más de un camino para lograr gravar a los ricos. Por ejemplo, de acuerdo a Sean West, director de política estadounidense para Eurasia Group, un umbral potencial para los "ricos" podría ser el millón de dólares en lugar de 250,000 dólares.

Otro camino sería que los legisladores acuerden limitar el valor de algunas exenciones de impuestos a los ricos. Eso puede ayudar a despejar el camino hacia un acuerdo a corto plazo para evitar el precipicio fiscal y ganar tiempo a los legisladores para elaborar un paquete más comprensivo de reducción de deuda que incluya una reforma fiscal.

Aunque el alza de los impuestos a los ricos sea probable, "la pregunta es cuánto más subirán y bajo qué esquema," indica Douglas Holtz-Eakin, presidente del American Action Forum, un think tank del Partido Republicano.

En otras palabras, un aumento de impuestos podría venir a través de tasas impositivas más altas (un anatema para los republicanos) o a través de una ampliación de la base impositiva, lo que limitaría incentivos fiscales disponibles para los hogares de altos ingresos.

Dado que Obama ganó por abrumadora mayoría el voto electoral, pero apenas superó a Mitt Romney en el conteo del voto popular, el presidente y Boehner podrían verse envueltos en un "enfrentamiento de poderes", advierte Holtz-Eakin. Y lo que se necesitará es un compromiso de principios.

Una forma de avanzar en esa dirección, expone el experto, es si el presidente envía al Congreso un proyecto de ley en toda regla esbozando a detalle sus propuestas de reducción de la deuda. Eso podría ayudar a iniciar el proceso.

"El Congreso necesita una cobertura para decir ‘no queremos esto pero el presidente nos lo pidió'", explica Holtz-Eakin. Y una vez que los legisladores hagan sus propias modificaciones al proyecto, aquellos que necesitaban una cobertura pueden decir que "corrigieron" la iniciativa.


Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n005B6K