Europa abandona negociación presupuestal

Los líderes del bloque fracasaron en su intención de tener recursos programados hasta 2020; diplomáticos afirman que las conversaciones se retomarán hasta el año próximo

Viernes, 23 de noviembre de 2012 a las 10:40
Los desacuerdos tuvieron su epicentro en las exigencias de recortes de Gran Bretaña y Alemania.  (Foto: Thinkstock)
Los desacuerdos tuvieron su epicentro en las exigencias de recortes de Gran Bretaña y Alemania. (Foto: Thinkstock)
Otros enlaces
BRUSELAS (Reuters) — Los líderes de la Unión Europea no lograron alcanzar este viernes un acuerdo para un nuevo presupuesto a siete años para el bloque, suspendiendo las negociaciones en menos de dos días de intentos después de que la mayoría de los países rechazaron los recortes más profundos que exigían Gran Bretaña y sus aliados.

El presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, decidió poner fin a una cumbre para el presupuesto 2014-2020 de la UE, por cerca de un billón de euros, e intentarlo nuevamente a principios del 2013 en lugar de seguir negociando durante el fin de semana, dijeron fuentes de seis delegaciones.

"Se acabó", dijo a Reuters un funcionario de la UE involucrado en las conversaciones. Agregó que los líderes trabajaban en un comunicado para indicar cuándo retomarían las negociaciones y las causas de los desacuerdos.

Otro diplomático dijo que Van Rompuy y el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Barroso, tendrían a cargo tratar de cerrar las brechas existentes entre los estados miembros antes de una futura cumbre presupuestaria.

La canciller alemana Angela Merkel, en representación del mayor contribuyente a las arcas de la UE, era escéptica de que los líderes alcanzaran la unanimidad necesaria para un acuerdo en el primer intento y minimizó las consecuencias de un fracaso.

"Siempre he dicho que no sería algo dramático si hoy fuera solo el primer paso", dijo a la prensa. "Las posiciones siguen todavía demasiado lejos y, si necesitamos una segunda ronda, nos tomaremos tiempo para hacerla", dijo.

En el 2005, la última vez que la UE sostuvo negociaciones maratónicas sobre un presupuesto, hicieron falta seis meses y el duro fracaso de una cumbre donde Gran Bretaña cedió su veto antes de que se alcanzara finalmente un pacto.

El viernes no hubo consecuencias dramáticas.

Pero funcionarios de la UE advirtieron que el fracaso restaría tiempo y recursos de los esfuerzos para apuntalar a la alicaída zona euro, y aumentaría la impresión entre los ciudadanos e inversores de que los líderes de la UE sufren de un problema de indecisión colectiva.

También aplazaría la programación de cientos de miles de millones de euros en inversiones en transporte e infraestructura energética en los miembros ex comunistas del este del bloque de 27 naciones, que buscan nivelarlos con la parte occidental, más rica.

El primer ministro británico, David Cameron, dijo que un plan de compromiso presentado por Van Rompuy para recortes escalonados en los subsidios agrícolas y ayuda regional para aplacar a Francia y Polonia era insuficiente, en vista de la austeridad que experimentaban algunos estados miembros.

"No es momento de hacer modificaciones pequeñas", dijo Cameron a los reporteros mientras llegaba al segundo día de conversaciones presupuestarias.

"No hubo avances en las propuestas de recortes de gastos adicionales", señaló.

Alemania, Gran Bretaña, Suecia y Holanda -todos contribuyentes netos- impulsaban mayores recortes, de entre 30,000 millones y 75,000 millones de euros, aparte de los 80,000 millones ya recortados al proyecto de gastos original de la Comisión Europea.

Amargo debate

Las negociaciones sobre los presupuestos de largo plazo de la UE siempre han sido amargas, pero la profundidad de la actual crisis de deuda ha hecho más ásperos los argumentos inevitables en torno a los subsidios agrícolas y descuentos.

Con los presupuestos nacionales siendo recortados en buena parte del bloque, los funcionarios de la UE deben contemplar el primer declive histórico en términos reales en el gasto futuro.

Más de dos tercios del gasto anual de 120,000 millones de euros es pagado en subsidios a agricultores e inversiones en nuevas carreteras, puentes y otras obras públicas en los países más pobres del sur y del oriente europeo.

El actual presupuesto de 1.034 billones de euros en compromisos financieros de la UE para el periodo 2007-2013 fue acordado en el 2005, en el apogeo de un auge del gasto público encendido por el crédito.


Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n005BWS