Economía

Gurría ve “alineación de los astros”

El secretario general de la OCDE observa un escenario favorable en México para aprobar reformas; destaca el Pacto por México y el equipo de trabajo del presidente Enrique Peña Nieto.

Domingo, 13 de enero de 2013 a las 13:29
CIUDAD DE MÉXICO (Notimex) — Al menos en los últimos 15 años "no habían estado los astros tan alineados como ahora" para aprobar un buen número de reformas estructurales en México y eso hay que aprovecharlo, destacó José Ángel Gurría Treviño.

El secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) consideró que para ello el Pacto por México, firmado por el Ejecutivo y los principales partidos del país, es "la hoja de ruta" que contiene los temas fundamentales para el buen desempeño de la economía nacional en el futuro.

Anticipó que México es uno de los países que tendrá mejor desempeño en los próximos años, pero para que sea sustentable, durable y, sobre todo se eleve el crecimiento económico, es necesario concretar esta agenda de reformas.

De vista oficial por México, el ex secretario de Hacienda opinó que ante los problemas económicos-financieros que vive el mundo, la única forma de reacción que tiene el Gobierno de México es fortalecerse internamente y acelerar las reformas estructurales.

"Ya tenemos la hoja de ruta. Ahí está el Pacto por México ya, con 95 temas que todos son absolutamente fundamentales, unos más que otros por supuesto, para el buen desempeño de la economía mexicana en el futuro", destacó.

Aunque no se puede pedir a un Gobierno que inicia que cambie todas las cosas en México, agregó, hay un presidente con un proyecto muy claro "que está dispuesto a invertir capital político, que inspira y que es ambicioso en las reformas".

Sostuvo que el presidente Enrique Peña Nieto cuenta con un gabinete que combina políticos conocedores del sistema y creadores de consensos con técnicos muy competentes y con experiencia política que se apoyan mutuamente.

"Los expertos nutren a los políticos de sus propuestas de sustancia, los políticos se encargan de seleccionar, afinar y de darle prioridades a las propuestas y, después, de venderlas, de lograr que haya los consensos mínimos para poder aprobarlas y llevarlas a la práctica", expuso.

Gurría Treviño refirió que desde 1997, cuando fue secretario de Hacienda, ya no hay una mayoría absoluta para ningún partido político y ahora hay que negociar en un Congreso que es más competente desde el punto de vista técnico y más representativo de la sociedad.

"Tienes a un Congreso más dispuesto a pactar y a hacer las concesiones y los equilibrios necesarios para, a cambio de pedir y dar cosas, llegar a acuerdos sustantivos", apuntó.

Señaló que ahora se han aprobado legislaciones que estuvieron pendientes por muchos años y no llegaban "ni a la primera base" porque no había las condiciones políticas.

Dijo que ahora es posible porque, entre otras cosas, hay condiciones políticas y además porque ya se nos acabó el tiempo para los cambios.

Ahora, continuó, las condiciones son mejores para aprobar las reformas estructurales que requiere el país.

"Creo que en los últimos 15 años cuando menos, a lo mejor más, nunca habían estado los astros tan alineados como ahora. Hay que aprovecharlo", argumentó.

A diferencia de Estados Unidos, donde es muy preocupante la polarización del debate político, como quedó de manifiesto con el reciente debate para evitar el "precipicio fiscal", destacó que en México hay un proceso de convergencia o de "voluntad expresa" para encontrar acuerdos.

"Que los encontremos o no es otro tema", precisó.

El también ex canciller estimó que después de un crecimiento cercano a 4.0% en 2012, la economía mexicana avanzará 3.5% este año y el próximo, cifras que significan el doble o el triple que los países industriales.

Sin embargo, advirtió, estas tasas de crecimiento son insuficientes para "salir a mano" con las personas que buscan empleo, atender a las personas desempleadas o para que las empresas contraten al personal competente en las materias que necesitan.

No obstante, si se aprueban las reformas estructurales como se ha planteado, abrirán la posibilidad de que la economía mexicana logre mayores tasas de crecimiento y se generen más empleos.

Celebró en este sentido el acuerdo alcanzado en Estados Unidos para evitar el "precipicio fiscal", pues de lo contrario ese país iba a registrar una contracción, lo que le hubiera sido "un paso atrás muy severo" para la economía mundial y en especial para México, dado el fuerte vínculo que tiene con el ciclo industrial de ese país.

Consideró preocupante la polarización del debate político en Estados Unidos para solucionar el precipicio fiscal, pero anticipó que  ese país reaccionará al respecto en la próxima elección nacional dentro de dos años, cuando se renueva el Congreso.

Precisó que México no tiene mucho que hacer sobre este problema e insistió en que "la única forma de reaccionar es fortalecernos internamente".


Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n005E2I