Bundesbank advierte por guerra cambiaria

La entidad dijo que las devaluaciones son una consecuencia de las políticas monetarias agresivas; agregó que la presión de Tokio sobre el Banco Central pone en peligro su independencia.

Lunes, 21 de enero de 2013 a las 14:40
BERLIN (Reuters) — Sobrecargar a los bancos centrales con más tareas y presionarlos para que lleven adelante políticas monetarias más agresivas implica arriesgarse a una serie de devaluaciones para darle competitividad a las economías, dijo este lunes Jens Weidmann, presidente del Bundesbank, citando presiones sobre el Banco de Japón.

Weidmann es el último de una lista de autoridades de bancos centrales que han advertido sobre la amenaza de una "guerra cambiaria" mientras los bancos centrales inyectan dinero en el mercado para respaldar sus economías, depreciando sus monedas en el proceso.

El funcionario dijo que la presión que el nuevo Gobierno japonés ha puesto sobre el Banco de Japón para que disponga mayores estímulos monetarios pone en peligro la independencia del Banco Central, al igual que el accionar del Gobierno húngaro.

"Ya se pueden observar alarmantes violaciones, por ejemplo en Hungría o en Japón, donde el nuevo Gobierno está interfiriendo enormemente en los asuntos del Banco Central con la presión por una política monetaria más agresiva y amenazando con terminar con la autonomía del Banco Central", dijo Weidmann en el discurso que dio en el evento de Año Nuevo de la Bolsa alemana.

"Una consecuencia, intencional o involuntaria, podría ser además una creciente politización de los tipos de cambio", añadió Weidmann, que además de ocupar un lugar en el Consejo de Gobierno del BCE preside el Bundesbank.

"Hasta el momento el sistema monetario internacional ha atravesado la crisis sin una competencia de devaluaciones, y espero que siga siendo así", agregó Weidmann en una parte del discurso, titulado "Independencia de los bancos centrales en peligro".

El miércoles pasado, el miembro del Banco Central ruso Alexei Ulyukayev dijo que Japón está actuando para debilitar su moneda, y existe el peligro de que otros hagan lo mismo y promuevan una ronda de devaluaciones desestabilizadoras.

Rusia ocupa la presidencia del G20 este año, un foro en el cual las monedas y sus valores relativos probablemente salgan a relucir.

Amenaza de la independencia

Los planes del BCE de comenzar a supervisar a los bancos son consistentes con una tendencia fuera de la zona euro de dar a los bancos centrales tareas que van más allá de su mandato básico, dijo Weidmann.

"Pero sobrecargar a los bancos centrales con tareas y expectativas no es indudablemente la manera correcta de superar una crisis de una forma sostenible. (...) Los bancos centrales protegen mejor su independencia interpretando estrictamente su tarea", agregó.

"La clave para manejar la crisis no está en los bancos centrales", sentenció Weidmann.

Los comentarios de Weidmann se hicieron eco de los de James Bullard, un alto funcionario de la Reserva Federal, que dijo hace pocos días que los principales bancos centrales del mundo habían sacrificado parte de su independencia a fin de contener la crisis financiera y describió al programa de bonos del BCE como una "fiscalización" de la política monetaria.

Weidmann trazó un sombrío panorama sobre las perspectivas tanto de la zona euro como de Estados Unidos de superar sus problemas de deuda, diciendo que no había una forma rápida y sencilla de solucionarlos.

"El proceso de ajuste para poner en orden las finanzas del estado y las estructuras económicas no es una cuestión de meses o unos pocos años", remarcó el funcionario.


Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n005EES