Economía

4 retos de México para 2014

Con las reformas logradas, el combate a la corrupción será clave para el Gobierno, dicen expertos; el Gobierno debe lograr que los cambios se reflejen en los bolsillos de los mexicanos, señalan.

Por: Adrián Estañol Casais |
Viernes, 03 de enero de 2014 a las 06:01
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) — De los muchos retos que tiene México, al menos cuatro debe vencer en el nuevo año para lograr un crecimiento económico mayor al de 2013 y de manera sostenida, más allá de la aprobación de una serie de reformas estructurales impulsadas por el Ejecutivo.

La agilización de trámites burocráticos, el combate a la corrupción, el gasto gubernamental oportuno y la expedición de leyes secundarias de las reformas energética y detelecomunicaciones, son algunos de los puntos que México deberá hacerle frente en 2014 para ver resultados positivos a mediano y largo plazo, coinciden analistas.

Artículo relacionado: Ley secundaria energética, la clave: S&P

"El tramite en sí necesita una transformación; tendríamos que contar con mayor capacidad para la generación de trámites en línea, que requieren visitas de menos ventanillas y que por el otro lado favorecen la disminución de la corrupción", explicó la directora del Centro de Análisis Económico del Tecnológico de Monterrey, campus Ciudad de México, Leticia Armenta.

Y es que ante reformas como la energética, telecomunicaciones, hacendaria y financiera, las dos primeras en espera de sus respectivos marcos legales, los problemas de corrupción y de ‘tramitología' son obstáculos para tener avances, y en el trabajo legislativo se avanza a cuentagotas.

En la última medición de Transparencia Internacional sobre la percepción de la corrupción a nivel global, México se ubicó en el último lugar de los integrantes de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), al colocarse en la posición 106 de 177 países.

En el Congreso mexicano, poco más de un año después de que la comisión anticorrupción estuvo atorada en el Senado, el proyecto avanzó en la Cámara alta, sin embargo no pudo ser turnada a la Cámara de Diputados pues la aprobación se realizó el último día de sesión ordinaria.

Para el combate a la corrupción se necesita la discusión de mayores iniciativas que van más allá de la creación de una comisión, así como trazar una política nacional e incluso trabajar en la misma definición de la palabra, pues muchas conductas quedan al margen ya que no existe una tipificación como tal en el Código Penal Federal, destaca el director ejecutivo de Transparencia Mexicana, Eduardo Bohorquez.

"México necesita un tribunal especializado para la sanción administrativa diferente de la Secretaría de la Función Pública (...) lo que ocurre es que no hay un órgano especializado de la sanción para la SFP o por ejemplo para la Auditoría Superior de la Federación; hay quien cree erróneamente que la auditoría debería sancionar, y en realidad lo que tiene que hacer es investigar y presentar ante un tribunal un asunto para que el tribunal sancione", puntualizó el directivo de la organización.

Pero también esta problemática se vive entre los ciudadanos, más allá del Gobierno e Iniciativa Privada, al realizar algún trámite, y es el resultado del mal diseño de operación de las propias instituciones, para lo cual no se ha establecido una estrategia para su simplificación y corrección, coincidieron los especialistas.

"A veces los tramites están tan mal diseñados, son tan engorrosos para el propio ciudadano que para hacerlos más eficientes y ahorrar lo que los economistas llaman costos de transacción pues recurren muchos ciudadanos a lo que le llaman ‘aceite de la burocracia', porque están haciendo que se muevan las piezas que se atoraron, y que es la corrupción", dijo el director general de Inteligencia Pública, Marco Cansino.

El engranaje de las reformas

Tras la aprobación de las reformas, el Congreso tiene la labor en este año de comenzar a disipar las dudas sobre cómo operarán cada una de éstas y establecer así su reglamentación.

"Se hacen las reglas a nivel legislatura y luego ya que llegamos a la parte de operacionalización de esas medidas a nivel de gobiernos federal y estatales y de iniciativa privada no logramos hacer una buena implementación", advierte el profesor de Finanzas del Tecnológico de Monterrey, Humberto Valencia.

El crecimiento económico durante el primer año de la administración del presidente Enrique Peña Nieto ha sido decepcionante, ya que los motores de desarrollo no han sido capaces de impulsar la actividad productiva, por lo que analistas estiman que, de seguir el mismo rumbo, la expansiónanual promedio sería cercana al 3% para todo el sexenio.

De cumplirse este estimado para el Producto Interno Bruto (PIB), es posible que durante el sexenio el Gobierno se quede corto en materia de generación de empleos, inversión y apertura de nuevas empresas, tal y como ha pasado con otras administraciones.

El Gobierno estima que México crecerá 1.3% en 2013 y más de 3% en 2014.

El ritmo de crecimiento también dependerá del adecuado ejercicio del gasto gubernamental, el cual inició este año con una perspectiva mejor que el anterior.

Al cierre del penúltimo trimestre del año pasado, la Secretaría de Hacienda tuvo que lanzar un programa de 27,000 millones de pesos para reactivar la demanda interna y el gasto público.

El gasto público programable registró una caída de 0.2% en términos reales en el periodo de enero a noviembre de 2013, respecto al mismo lapso del año pasado, al ubicarse en 2.84 billones de pesos. 

En tanto que el gasto no programable fue de 718,124 millones de pesos, que significó un avance de 2.1%, por lo que el gasto neto presupuestario se ubicó en 3.55 billones de pesos, 0.2% más que en igual periodo de 2012.

Durante la primera mitad del año hubo un subejercicio del gasto gubernamental que analistas señalaron como uno de los factores que golpearon a la economía, en particular en el segundo trimestre, cuando se contrajo 0.7%

"El Gobierno tiene que actuar en el sentido del gasto y en la agilización de todos los trámites que van a ir asociados a nuevas inversiones", comentóLeticia Armenta.

Artículo relacionado: México tendrá nota "A" en 2016: Banorte

Los analistas contienden en que otro de los grandes retos para el Gobierno de Enrique Peña es que las reformas estructurales y sus respectivas leyes secundarias se vean reflejaaos en el bolsillo de los mexicanos.

El presidente Enrique Peña Nieto ha afirmado que las reformas, sobre todo la energética, beneficiarán la economía de las familias mexicanas, aunque podría tardar algunos años, dependiendo del marco regulatorio y de la atracción de la inversión.

"Para que la gente cambie sus percepciones (...) es cómo la autoridad va a ser capaz de traducir estos cambios estructurales en un beneficio concreto para el ciudadano, ese es el reto", indicó Marco Cansino.


Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n006375