Robots mexicanos hacen buen negocio

Una firma pionera compite con multinacionales y vende su tecnología robótica a grandes corporativos; la firma suiza ABB que factura más de 8,000 mdd anuales es una de las dominantes del mercado global.

Por: Leonardo Peralta |
Sábado, 16 de noviembre de 2013 a las 06:00

A pesar de que el mercado global de robótica está dominado por empresas multinacionales, en México, Automatische Technik, empresa pionera en esta rama, comienza a hacer negocios con sus robots en distintos sectores.

Juan Pablo Martínez, ingeniero mecatrónico, fundó  en 2009 la empresa Automatische Technik, la primera compañía mexicana que construye robots para uso industrial.

Fue una apuesta arriesgada. El mercado global está dominado por empresas multinacionales como la suiza ABB, cuya división de automatización y robótica factura anualmente más de 8,000 millones de dólares, y la germana KUKA, que tuvo 800 millones de euros en ventas por esta tecnología en 2012.

En México, la industria ensambladora de robots para uso manufacturero no existe, Martínez  vio la oportunidad y formó su empresa con una primera inversión de 130,000 pesos, que salieron de sus ahorros personales.

La llamó Automatische Technik (ingeniería automática, en alemán) para "generar confianza en los clientes potenciales", explica en un artículo publicado en la revista Expansión en su edición del 25 de octubre de 2013.

Su idea fue crear un tipo de máquina llamada robot delta. "Consiste en una estructura de soporte de la cual descienden brazos", dice Juan Manuel Ibarra, académico en el área de control automático del Centro de Investigación y Estudios Avanzados del Instituto Politécnico Nacional.

La ventaja de este tipo de robots es que "no necesitan motores para mantenerse erguidos, por lo que pueden fabricarse de manera más económica", añade este experto.

Martínez logró el apoyo del Fondo a la Innovación Tecnológica del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), que le dio 2.5 millones de pesos (mdp). Con este dinero, contrató media docena de colaboradores, entre becarios y egresados de ingeniería, que le ayudaron a impulsar la empresa.

Robot para la belleza

En mayo de 2013, Automatische Technik hizo su primera venta a una empresa de cosméticos. "El cliente quería un robot para ponerle las tapas a sus frascos de barniz para uñas", dice Martínez. La compañía vendió su creación por un millón de pesos.

Las soluciones de Automatische Technik comienzan a llamar la atención de empresas de tamaño mediano y grande. La compañía prepara un robot para MC Plásticos de México, dedicada a hacer envases plásticos.

Y también trabaja en un prototipo para embalar botellas de cerveza de Cuauhtémoc Moctezuma. "Es sorprendente la cantidad de procesos repetitivos que aún dependen de la mano humana y allí es a donde queremos llegar", dice Martínez.

El problema de los robots industriales es que el tipo de tareas que pueden realizar todavía son muy limitadas, dice Eduardo F. Morales, investigador en robótica del Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica (INAOE).

Sin embargo, según este investigador, en el futuro la robótica industrial empezará a diversificar sus aplicaciones en nuevos sectores como el transporte y la salud, por lo que en México aparecerán nuevas empresas dedicadas a su fabricación como Automatische Technik.

El conjunto de la industria, dice, se beneficiará de la eficiencia que permiten estas máquinas.


Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n0060FF