¿Tu empresa se preocupa por ti?

7 de cada 10 mexicanos siente que a su empresa no le interesa invertir en ellos o sus vidas; los nuevos modelos de compensación apuestan por acercarse a la necesidad emocional del empleado.

Por: Ivonne Vargas Hernández |
Martes, 26 de abril de 2011 a las 06:01
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión.com) — Acercarse a escuchar la opinión de una colaborador es un termómetro acertado para saber cómo está el clima en una organización. Las empresas, sin embargo, podrían evitar a esta medida por temor a recibir comentarios negativos.

La falta de comunicación y acercamiento por parte de los jefes ha propiciado que 7 de cada 10 mexicanos sienta que el lugar donde laboran no se preocupa por ellos, según revela una encuesta del portal laboral Trabajando.com. En particular, les inquieta lo relacionado a prestaciones adicionales a su salario. De un universo de 3,000 encuestados, el 59% asegura que su empresa no le entrega ningún beneficio; sólo un 41% goza de esa condición.

"Los apoyos que más buscan los colaboradores son los seguros de gastos médicos, así como recibir aguinaldos y pensiones al momento de su retiro. Pero la tendencia apunta a que el número de organizaciones que ofertan esas ayudas va disminuyendo. La alternativa para los colaboradores, además de encausar su búsqueda en un lugar responsable con estos temas, es aprender a negociar otras prestaciones. Por ejemplo, si eres padre de familia, la flexibilidad de horarios es vital", señala la psicóloga industrial con experiencia en reclutamiento corporativo, Elsa González.

También está la posibilidad de conseguir con el jefe cursos relacionados con su trabajo, que se especialicen en su área y en otros rubros que quisieran explorar. Todo eso ayuda a que los trabajadores se sientan motivados, señalaMargarita Chico, directora general de Trabajando.com México.

Respecto a quienes reciben ayuda por parte de su organización, el sondeo arroja que un 38% reconocen que ese beneficio se enfoca a mejorar su ingreso, con bonos, premios o regalos en fiestas. A un 24% lo respaldan en conciliar familia y trabajo; un 21% ve el interés de su empresa por potenciar el desarrollo de carrera y mejorar su calidad de vida; y el 17% dice ser impulsado en el rubro de estudios y capacitaciones.

Un 61% de los mexicanos encuestados afirma estar en desacuerdo con los beneficios recibidos, argumentando que debería ser mayor, mientras que un 18% está conforme y dice que es como debe ser. Sólo un 10% está a gusto con lo que tiene en su empresa y dice que es más de lo que esperaba.

"Con el clima laboral que existe, es importante que un colaborador con prestaciones, aunque menores, tome esto en consideración al momento de replantearse cambiar a otro empleo. Por otra parte, las organizaciones deben ser más ‘abiertas' y no cerrarse a pensar que todo se resuelve con dar un pico' de aumento", sugiere González.

Lo monetario ayuda, dice, pero hay otras formas de motivar al empleado diario. Ahí es donde están fallando los jefes, ponen objetivos para garantizar resultados al año, pero no evalúan cómo se está dando el desempeño diario de la persona; si está frustrado o contento. Acercarse a su lado emocional es una gran inversión, sugiere la psicóloga industrial.

Para Pamela Meyer, directora de la firma de consultoría Meyer Creativity Associates, en los momentos de mayor presión es cuando más se necesita de gente involucrada, y ese concepto se logra si los jefes trabajan en acciones para generarles un ambiente de trabajo más lúdico.

Eso los irá entrenando para que improvisen y aporten su parte creativa en los tiempos de crisis. Las empresas, en una mala racha, podrían pensar "no hay tiempo para esas actividades". Pero invertir en ello hará que la gente rinda más cuando se necesita, y sólo es cuestión de tomar cinco minutos para hacer sentir a la gente con nueva energía. "Puede ser una conversación en la cafetería, o cualquier otra actividad. Lo importante es conectar con la gente", dice la especialista.

El impulso corporativo es "dar un paso atrás en estrategias para empleados cuando se está bajo presión, pero siempre habrá algo que es una buena excusa para no generar un ambiente más divertido, y demostrar lo que esto aporta al negocio y a la motivación del colaborador", puntualiza Meyer.

 


Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n002X5K
recomienda
Patrocinado por