La UNAM abre cursos ‘online’ gratis

La institución se unió a la plataforma Coursera, junto a Stanford, Berkeley y otras universidades; la UNAM ofrecerá tres cursos: pensamiento científico, TIC en educación y cómo ser más creativos.

Por: Ivonne Vargas Hernández |
Martes, 26 de febrero de 2013 a las 06:00
El objetivo de estas clases no sólo es la obtención de grados académicos, se buscará generar habilidades para la vida laboral. (Foto: Getty Images)
El objetivo de estas clases no sólo es la obtención de grados académicos, se buscará generar habilidades para la vida laboral. (Foto: Getty Images)
Otros enlaces

CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) — Stanford, Berkeley o la Universidad de Duke, ya no son las únicas instituciones de educación superior en ofrecer clases gratuitas a través de portales como Coursera. La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) comenzará a desarrollar esta alternativa de aprendizaje con cursos abiertos masivos en línea, MOOC (Massive Online Open Course), en español.

En la región iberoamericana, "la UNAM se convierte en la primera institución pública de educación superior con este tipo de oferta. Esto permite atender a miles de estudiantes y probar nuevas formas de ofrecer instrucción mediada por tecnología a distancia", comenta Judith Zubieta García, titular de la Coordinación de Universidad Abierta y Educación a Distancia (CUAED) de la casa de estudios.

La idea de desarrollar cursos en línea gratuitos, conocido como MOOC, es una tendencia que va en crecimiento en Estados Unidos y Europa, gracias a que universidades de gran trayectoria han ampliado su oferta académica con plataformas como Coursera, que permite acceder a más de 200 clases de diferentes centros de estudio. Esta plataforma anunció recientemente la alianza con nuevas instituciones académicas, entre éstas la UNAM. 

La Universidad Nacional ofrecerá por el momento tres cursos: pensamiento científico, que impartirá Carlos Gershenson, del Instituto de Investigaciones en Matemáticas Aplicadas y en Sistemas; TIC (Tecnologías de la Información y Comunicación) en educación; y cómo ser más creativos, a cargo de especialistas de la CUAED. 

Los cursos están dirigidos al público en general y tendrán una duración de 20 horas distribuidas en seis semanas. El objetivo de estas clases no sólo es la obtención de grados académicos, si no que se buscará generar habilidades para la vida laboral, informó la casa de estudios. 

"El nivel educativo nacional es en promedio de 8.6 años, y diferentes estados de la República nos han solicitado ayuda para elevarlo. Si logramos que un buen número de personas se interese por esta modalidad, estaríamos en posibilidad de cambiar el perfil de algunas regiones del país", recalcó Zubieta García. 

La educación es un proceso permanente y ahora se puede estudiar en la oficina, la biblioteca, la casa o cualquier lugar donde uno se encuentre, ahí está el potencial que estos cursos ofrecen, agregó la titular de la CUAED. 

En países como el Reino Unido el número de alumnos inscritos en educación a distancia aumentó de 238,000 en el periodo 2006-2007, a más de 271,000 en 2010-2011, de acuerdo con datos de la Agencia Estadística, Higher Education. 

La educación en línea crea una revolución encabezada por la pluma y el mouse, cita Anant Agarwal, director del Laboratorio de Ciencia de la Computación e Inteligencia Artificial del MIT, en un comunicado de prensa. 

La plataforma Coursera nació con esta meta. Uno de sus fundadores, Andrew Ng, profesor de Stanford, quiso probar las oportunidades del aprendizaje en línea y subió a la red contenido y vídeos de acceso libre. En 2011 uno de los programas gratuitos de Stanford superó los 100,000 registros. Gracias a la movilidad que ha tenido este proyecto, Coursera sumó un apoyo de 3.7 millones de dólares, otorgados por inversionistas como la Universidad de Pensilvana y la empresa Kleiner Perkins Caufield & Byers, que otorga capital semilla. 

Las universidades recurren a los cursos gratis como una forma de experimentar con las nuevas tecnologías, consideró  Jonathan Kydd, decano de la Universidad Internacional de Londres. 

La ventaja de este esquema es la rapidez con que incorporas nuevos conocimientos, gratis, desde cualquier sitio donde estés. "Ves el video de las clases a la hora que más te convenga, te piden entregar ciertas tareas y puedes entrar a foros de discusión para hacer preguntas y  compartir información con más alumnos", platica Sergio Zepeda, quien tomó en la Universidad de Yale un curso de literatura y otro de programación en la Universidad de Rice. 

En el caso de Rice, el estudiante recibía grabaciones y ejemplos de código para programar, lo cual se intercalaba con sesiones con profesores. "Ambas eran bastante buenas, pero hay que organizar los tiempos porque puedes llegar a dedicar un promedio de nueve horas a la semana para estudiar", comenta Zepeda y enfatiza la rapidez con que accedes a estas clases. "El registro es de lo más fácil, sólo te piden un correo, debes validarlo y quedas inscrito". 

En la Universidad Nacional autónoma de México cada vez es más común ver a personas mayores que acuden a clases, cursos y diplomados, no sólo a posgrados, "de ahí que podría darse un mejor uso a los espacios universitarios y satisfacer esas demanda de educación con el uso de las tecnologías de la información y comunicación", puntualiza Judith Zubieta García. 

Otros centros educativos también han incrementado su oferta de educación en línea. Es el caso de la Universidad de Harvard y el Massachusetts Instituto of Technology (MIT), que realizaron una alianza para expandir su oferta de cursos bajo esta modalidad. El proyecto se llama edX, e incluye clases en videos, laboratorios en línea y acceso a profesores, entre otras dinámicas.


Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n005GTT
recomienda
Patrocinado por