Columna invitada

Seguros escolares, una buena inversión

Un seguro médico desde la infancia puede significar un ahorro a futuro, alerta Seguros S.com.mx; el director de la firma, Igal Rubinstein, explica cómo estas coberturas ganan valor con el tiempo.

Por: Igal Rubinstein* |
Viernes, 18 de septiembre de 2009 a las 06:18

CIUDAD DE MÉXICO — Después de un lapso modificado de vacaciones debido a la contingencia provocada por el brote del virus de la influenza AH1N1, el pasado 24 de agosto ingresaron a las escuelas de nivel básico casi 26 millones de alumnos en el Distrito Federal.

Según autoridades sanitarias y de educación pública, el riesgo de un rebrote del virus es casi inminente y su mutación obliga a instancias educativas públicas y privadas a resguardar la salud de los estudiantes.

Si al regreso del virus previsto para la temporada invernal, sumamos el hecho de que en edad infantil existe gran riesgo para sufrir accidentes de todo tipo, nos encontramos con la necesidad de cubrir posibles gastos que se pueden ir hasta las nubes.

Un seguro de gastos médicos de ninguna manera ofrecerá una cura para contagios de la influenza o un escudo protector para accidentes, pero es un hecho que puede ofrecer la posibilidad de contar con un soporte económico y médico ante cualquier eventualidad que pudiera suscitarse.

De acuerdo al último reporte emitido por el Sistema Estadístico del Sector Asegurador, SESA, en 2006 el número de asegurados con cobertura de gastos médicos en México ascendía a 8,047,166 pólizas.

Para sanear las necesidades por la falta de cobertura, el sector público ha adoptado medidas preventivas como la contratación masiva de seguros escolares de gastos médicos con protección para estudiantes de escuelas públicas de educación básica.

Para ello se ofrece un seguro de gastos médicos con suma asegurada de 50,000 pesos en caso de defunción por accidente o enfermedad, traslado a clínicas y hospitales, medicinas y atención médica. La empresa con la que se obtuvo el convenio para brindar el servicio es ACE Seguros S.A.

Además, la Condusef ofrece la posibilidad de cotizar y comparar los diferentes precios de casi todas las aseguradoras establecidas en México en sus planes básicos.

Escuelas privadas

Las diferentes aseguradoras se han visto favorecidas por las escuelas de paga, que imponen como requisito de inscripción contratar o contar con un seguro de gastos médicos.

Asimismo las instituciones deben contar con un seguro que ofrezca cobertura al inmueble ante posibles eventualidades como incendios, terremotos, huracanes, entre otros.

En tiempos de crisis el pago de un seguro puede irrumpir como una afectación a los bolsillos de los padres de familia que han gastado tiempo y dinero en adquirir útiles, uniformes y pagar colegiaturas e inscripciones.

Pero si pensamos que al permanecer en las escuelas entre 4 y 8 horas al día los infantes se encuentran expuestos a diversos agentes que pueden causar diferentes lesiones y/o enfermedades, y analizamos los gastos que representa costear la atención a esas posibles eventualidades, el seguro de gastos médicos, lejos de ser un gasto, se torna en una inversión.

Al igual que el historial crediticio, los seguros de gastos médicos y los de vida adquieren valor progresivamente conforme al tiempo que los poseemos.

Por lo que este tipo de seguros representan una excelente puerta de entrada para acceder desde una edad temprana a un historial como asegurados, pues cuando se tiene cierta antigüedad con la póliza ésta respeta cualquier enfermedad que se pueda presentar.

Para ello es recomendable elegir a conciencia la aseguradora que nos brinde el servicio, pues al cortar la antigüedad corremos el riesgo de no mantener los alcances de la cobertura inicial del seguro anterior.

El estado de salud de las personas determina primas y coberturas del seguro, por ello los niños tienen la facilidad de obtener un alcance mayor y conservarlo con tarifas accesibles.

Algunas escuelas privadas ofrecen seguros provistos por empresas con las que han establecido convenios, los cuales son recomendables si sólo se busca cubrir un requisito de inscripción. Si se desea iniciar con el historial que mencionamos, lo más recomendable es buscar un asesor de seguros y un agente para contratar de manera externa y a largo plazo.

Adquirir un seguro de gastos médicos de forma colectiva trae riesgos como que se rompa el convenio entre la institución que nos brindó la póliza y la aseguradora, con lo que el historial se puede cortar. En algunos convenios no se puede sustraer el contrato de forma individual para continuar con el servicio si se desea seguir asegurado, en este caso se debe reiniciar el trámite.

*El autor es director general y cofundador de Seguros S.com.mx. Licenciado en Mercadotecnia por el Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey, Campus Santa Fe, Ciudad de México.


Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n0021RR