Empresas
Columna invitada

Tener cáncer de mama (joven) es carísimo

6 de cada 10 mexicanas con cáncer de mama avanzado tienen menos de 50 años, dice Lourdes Botello; en México la edad promedio de cáncer de mama es 11 años mas joven que en EU y 14 en Europa.

Por: Lourdes Botello* |
Sábado, 03 de abril de 2010 a las 06:27

CIUDAD DE MEXICO — Las mujeres mexicanas a las que se les diagnostica cáncer de mama son, en promedio, diez años más jóvenes que las de Estados Unidos y casi 14 que las europeas.

No es suficiente con perder fuerza, cabellera y senos. De acuerdo con datos de la Fundación Mexicana de la Salud, 40% de las mexicanas con cáncer de mama tienen entre 20 y 50 años y se ven obligadas a frenar su vida productiva. La edad promedio de aparición de este cáncer en nuestro país es de 51 años, mientras que en Estados Unidos es de 62.

Lo que le cuesta

Tener cáncer de mama cuando se es joven tiene un triple costo. En primer lugar, está el del tratamiento. Un cáncer de mama avanzado cuesta el doble de atender que uno que se detecta en etapa inicial. Según el estudio El costo de la atención médica del cáncer mamario: el caso del Instituto Mexicano del Seguro Social publicado en la revista Salud Pública de México, un caso de cáncer de mama que se detecta en etapa I, le cuesta al IMSS 74,522 pesos al año. En cambio, uno que se diagnostica en etapa IV, que es la más avanzada, llega a costarle a la institución 199,274 pesos. Por cada paciente. Hay 12,433 mujeres con cáncer de mama en nuestro país.

De ellas, sólo el 10% lo detectaron en etapa I y 48% lo hicieron en las fases III y IV.  De acuerdo con un estudio de la edad de diagnóstico basado en información del Registro de Histopatológica de Neoplasias Malignas de México, 6 de cada diez mexicanas con cáncer de mama avanzado tienen menos de 50 años.

Lo que no gana

En segundo lugar, se suma lo que la mujer deja de percibir al verse obligada a reducir drásticamente o frenar su vida laboral.  Este cálculo depende de la situación profesional de cada una y también de las oportunidades que deja pasar mientras está en tratamiento.  Y si muere, el precio es definitivo. Según el artículo La situación epidemiológica del cáncer en México, del dr. Pablo Kuri y otros, esta enfermedad le roba a los pacientes 33.5 años potenciales de vida. Tan sólo una persona que gana el salario mínimo en nuestro país dejaría de percibir 691,383 pesos.

Lo que le costará

En tercer lugar, está el costo de sobrevivir al cáncer. Una sobreviviente joven de cáncer de mama tiene que vivir y asumir, económica y emocionalmente, otros riesgos, además del de la recaída. Entre ellos está la infertilidad, la pérdida de hueso, la menopausia prematura y la fatiga, según la directora de la Clínica de sobrevivientes de Cáncer de Mama del hospital MD Anderson en Houston.

La prevención por medio del autoexamen, las mamografías rutinarias a partir de los 40 años y el estilo de vida saludable son definitivamente la mejor inversión para evitar el grave costo de tener cáncer.

Una mamografía, en un gabinete radiológico privado en la ciudad de México puede costar tres mil pesos. Con este estudio se pueden detectar tres cuartas partes de los cánceres de mama en etapa I. Sin embargo, sólo 22% de las mujeres entre 40 y 69 años se la realizaron oportunamente. Es esencial, pues una célula cancerosa de mama tarda de 100 a 300 días en duplicarse. Para cuando un tumor alcanza un centímetro de tamaño, es posible que tenga casi 7 años evolucionando, y podría haber sido detectado mucho antes por medio de la mamografía. Tres mil pesos gastados hoy pueden representar un ahorro de cientos de miles si se evita el desarrollo de la enfermedad. Y eso, sin cuantificar el costo de la calidad de vida.

*La autora es editora general de la revista Balance de salud y bienestar, enfocada al fitness y a la salud integral de las mujeres, que también pertenece a Grupo Editorial Expansión.


Zona de comentarios

Comparte ésta liga: http://exp.mx/n002COE